Porque te amo, hoy dejo que te vayas....


Amar es uno de los sentimientos más puros y bonitos que como seres humanos somos capaces de experimentar, pero este a veces se ve opacado por esas heridas que marcaron nuestra vida, y a veces es mejor decir adiós.


Sin darnos cuenta nos hacíamos daño, nunca nos pusimos en el lugar del otro. Llenamos nuestra relación de mentiras y engaños por falta de la confianza y el respeto que realmente necesitábamos, todo con tal de mantener las apariencias. Siempre pensé que si me callaba lo que realmente sentía algún día te darías cuenta del daño que me hacías y lo remediarías, que en algún momento volveríamos a ser lo que un día fuimos…. Admito que yo también tuve errores en nuestra relación, que nunca tuve la tolerancia y sinceridad que se requería para hacerla crecer, porque debí haber puesto un alto cuando pude, porque debí haberme comprometido contigo a cambiar al cien por ciento, pero no lo hice porque me llené de dudas y resentimientos de los que nunca tuve el valor de hablar con vos, sentía que en algún momento todo iba a pasar, y quizás pensé que con nuestros sueños de llegar muy alto, íbamos a ir siempre juntos, pero no, no fue así…



Hoy sé que no estás más a mi lado, que te he perdido, que toda esa magia que nos cubrió al principio se ha esfumado, se ha vuelto un triste recuerdo, solo era ese momento en el que ambos creímos que existía el amor.


Y existió, lo sé, pero no supimos cómo rescatarlo y sacarlo a flote. Nos perdimos, ambos dejamos que los problemas fueran más fuertes que el sentimiento y la verdad ante la presión de los demás, que las circunstancias económicas y el saber que yo siempre tenía que resolver las situaciones dio por apagar todo lo bueno que había en mí, dejándome en un rol que nunca quise, que pedía a gritos que alguien me lo saque, pero nunca nadie me escuchó. Es mi culpa, lo sé… pero vos me decías que querías formar una familia y yo pensé que con vos podía tenerla, hasta que me di cuenta que vos no estabas acá, que todo era ideal para llenar tus vacíos, que todo era mejor que yo. No te niego que muchas veces llegué a dudar si hacer eso, aliviaría mis dolores… Pero no, siempre pensaba que vos era mi compañero, mi familia, nadie nunca podía ser más que vos… una vez alguien me dijo que…


Es difícil confiar después de haber recibido un golpe bajo, pero allá afuera hay gente de buen corazón que puede compensar tus desilusiones. No hagas a un lado la oportunidad de conocerla.


Por eso a pesar de miles de tentaciones y oportunidades de largar esa mochila que sentía atrás de mí, jamás deje de elegirte. Hasta hoy, que no encuentro la paz. Hasta que me di cuenta que estaba dejando mi vida entera por esto y era en vano. Lo único que desearía que tuviéramos el valor de mirarnos a los ojos y confesarnos todo aquello que no dijimos en su momento.


Pero no hay chances de nada, todo se ha perdido y sé que lo que ya no fue nunca más será. De todo corazón te deseo lo mejor, espero que encuentres eso que tanto has deseado y necesitas, y también espero que cuando eso suceda seas capaz de luchar por mantenerlo.


Por mi parte, siempre estaré aquí para ti, porque sos parte importante de mi vida, pero es momento de seguir y sacar el barco a flote, mi cabeza no puede estar bien y mi corazón mal, necesito estabilidad… y creo que vos necesitas algo menos tóxico para tu vida, como me dijiste, en fin... Es hora de seguir, perdonarme y perdonar todo lo ocurrido. Sé que el tiempo hace milagros y es cuanto necesitamos ver todo desde otra perspectiva.



Lamento no haber luchado más por tu amor, lamento que vos no hubieras notado cuánto te amé y que ahora todo se quede en el ayer. Pero comprendo que cuando alguien se va es porque otra persona tal vez está a punto de llegar o algo mejor viene. Espero no ser más cobarde y agradezco la gran lección que me diste. Hoy ya sé que no tengo que perdonar, hoy ya sé que no todos pueden ser así de comprometidos con vos, y que la palabra amor es mucho más fuerte que la palabra en sí,


Ya no me quiero fallar a mí misma.


Quiero que me recuerdes como esa Mujer que siempre luchó hacia adelante, que nunca se dejaba de nadie. Y la que te amo y te eligió hasta el último día de su vida.





Delia Martínez


  • Ropa de Mujer

  • Talles especiales

  • Envíos a todo el país

  • Moda

  • Tienda online